Philips 8900, Android y 4k unidos en un televisor con pantalla curva

Posted on Actualizado enn

Imagen de la televisión Philips 8900

Las pantallas curvas es una de las últimas apuestas de los principales fabricantes de electrónica. En un principio, su objetivo principal tenían que ser los dispositivos portátiles y sí, ya tenemos algunos teléfonos que hacen uso de la tecnología OLED, pero donde están ganando terreno principalmente es en el sector de los televisores.

De hecho, en los últimos dos años han coincidido dos novedades muy destacadas,como son las ya mencionadas pantallas curvadas y el aumento de resolución a 4k. Por el momento ambas opciones están reservadas para los bolsillos más abultados, puesto que sus precios sobrepasan de largo los presupuestos habituales, pero también es cierto que a medida que se va creando más competencia, estos se van normalizando.

Ya sabemos de sobras que el sistema operativo Android es de lo más versátil y muestra de ello son los diferentes dispositivos en los que lo hemos visto correr. El último en llegar es el televisor Philips 8900, el primero en ofrecer una pantalla curvada con resolución 4k y Android en su interior.

Imagen de la televisión Philips 8900

Concretamente la televisión cuenta con un panel curvo de 55 pulgadas, así como la ya conocida tecnología Ambilight de la propia marca, la cual crea aureolas de colores a partir del contenido mostrado. En lo que a Android se refiere, llegará con Android 4.2.2 Jelly Bean, una versión que se nos antoja algo desfasada, pero por contra tendremos plena compatibilidad con Google Play. Su precio rondará los 2400 euros.

Como leemos en el Androide libre, este no será el único modelo que llegará al mercado. En primer lugar, tendremos la Philips Android 49PUS7909/12, una televisión de 49 pulgadas y resolución 4k. Su precio se situará cerca de los 1200 euros. Un escalón más arriba encontraremos la Philips Android 65PUS9109/12, de 65 pulgadas y con Android también en su interior. En este caso, tendremos que desembolsar unos más que destacables 3800 euros.

La verdad es que la apuesta del fabricante holandés parece muy interesante, aunque como ya he dicho, no se trata de productos que vayan a tener una gran salida debido a su elevado precio. Eso sí, hasta ahora habíamos visto televisiones inteligentes, pero conla inclusión de Android creo que se está ofreciendo una utilidad mucho mayor a estos dispositivos.

Publicado recientemente en Andro4all

Anuncios